Última actualización: 17.06.19

 

Cepillos alisadores – Guía de compra, Opiniones y Análisis en 2019

 

Peinar el cabello es parte de la rutina de belleza diaria de todos. Sin embargo, no te conformes con un cepillo convencional, ahora podrás lucir un cabello con acabados profesionales usando un cepillo alisador. Estos cepillos eléctricos hacen frente al encrespamiento y aportan brillo, suavidad y protección a tu melena. Hoy te presentamos dos propuestas con excelente reputación en la web, en primer lugar tenemos el Actopp Tecnología Iónica, un cepillo con placa de cerámica y 5 niveles de temperatura. Otro modelo recomendable es el Babyliss 3D HSB100E, un modelo con 126 cerdas multifunción y un formato rectangular de gran alcance.

 

 

Opiniones sobre los mejores cepillos alisadores

 

No todas las personas tienen un cabello suave, liso y manejable; por lo que contar con un buen cepillo alisador podría ser una opción eficiente y menos invasiva que las planchas. A continuación, encontrarás algunos de los mejores cepillos alisadores disponibles en el mercado, con la idea de ayudarte a elegir aquel que más se adapte a tu melena.

 

Cepillo alisador eléctrico

 

Actopp Tecnología Iónica

 

Este cepillo alisador eléctrico podría ser tu mejor aliado si lo que buscas es un aparato que no maltrate tu pelo y que te brinde una melena lisa y suave. Es un modelo considerado por muchos como uno de los mejores cepillos alisadores del 2019, dado su alto desempeño para alisar distintos tipos de pelo. Para ello, te ofrece hasta 5 niveles de temperatura que van desde 150 hasta 230°C.

Es un modelo equipado con tecnología que libera 6 millones de iones negativos, lo que hace frente al encrespamiento y permite sellar la cutícula, dejando el pelo más suave y brillante. Así mismo, no perderás tiempo alisando tu cabello, ya que en tan sólo 30 segundos tendrás un rápido calentamiento y para esto, cuenta con tecnología MCH en su placa de cerámica. De igual modo, puede distribuir el calor de manera uniforme sin quemar el cuero cabelludo y si olvidas apagarlo, a los 25 minutos se desconecta automáticamente.

Este modelo podría ser el mejor cepillo alisador del momento, dadas sus prestaciones de alta gama. Te invitamos a conocer más de este producto leyendo sus pros y contras.

 

Pros

Versatilidad: Es un cepillo diseñado con púas densas, que además de cepillar y alisar, también brindan un masaje que promueve la circulación sanguínea en el cuero cabelludo.

Diseño: Cuenta con un mango de cómodo agarre y una pantalla LCD que te indica la temperatura.

Cable: Su cable tiene una longitud de 2 metros y puede girar en 360°.

Accesorios: Recibirás una bolsa protectora, 4 pinzas, un guante térmico y un manual de usuario.

 

Contras

Pitido: Para algunas personas sensibles al ruido, el pitido que avisa algunas de sus funciones ha resultado molesto.

 

 

 

MiroPure CS0504

 

Si quieres mejorar la apariencia de tu pelo y conseguir una melena con aspecto sedoso y natural, este podría ser el mejor cepillo alisador eléctrico que andas buscando. Es un dispositivo dotado con la función iónica que reduce el aspecto del cabello dañado, encrespado, enredado y con puntas abiertas. De igual modo, te brinda un adecuado ajuste de calor con temperaturas que van desde 150 hasta 230°C, según el tipo de cabello que tengas. Tendrás un pelo liso con aspecto más natural, no un cabello aplastado y quemado.

También cuenta con la tecnología MCH que proporciona la máxima eficiencia al calentar la placa de manera uniforme, lo que te ayuda ahorrar energía, tiempo y esfuerzo. Así mismo, es un cepillo alisador que te brinda seguridad, ya que te ofrece apagado automático y bloqueo de temperatura. Además, es un modelo ligero que podrás llevar a todas partes y para ello, recibirás una práctica bolsa de almacenamiento.

Este cepillo alisador podría ser una compra recomendable, ya que te ofrece belleza y protección para tu melena. Lee sus pros y contras para conocer un poco más del producto.

 

Pros

Tecnología iónica: Esta función avanzada equilibra el cabello con iones negativos, sella la humedad y restaura la cutícula.

Placa de cerámica (MCH): Con esta tecnología de punta tendrás un calentamiento más rápido del que ofrecen los cepillos con PTC.

Niveles de temperatura: Podrás elegir entre 5 modos de temperatura, según el tipo de cabello.

Portabilidad: Su bolsa de transporte y su cuerpo compacto y ligero favorecen su portabilidad.

 

Contras

Alisado con keratina: Según comentan los usuarios, no es recomendable cepillar el cabello con este aparato en los casos de tratamientos de alisado con keratina.

 

 

 

Cepillo alisador de Babyliss

 

Babyliss 3D HSB100E

 

El mejor cepillo alisador es aquel que además de alisar, también te desenreda y peina con total comodidad y sin molestos tirones. Pensando en esto, hoy te presentamos este cepillo alisador de Babyliss, como una alternativa eficiente para un cabello atractivo. Cuenta con 126 púas de 3 dimensiones y diseñadas con 3 materiales diferentes (cerámica, silicona y plástico). Son púas pensadas en ofrecer una triple función en beneficio de tu pelo: desenredar, peinar y alisar, todo en un solo paso.

Así mismo, es un modelo que genera doble carga de iones negativos a fin de eliminar la estática, el encrespamiento y así poder ofrecer un cabello más suave y brillante. Por otro lado, su formato rectangular favorece a las personas con melenas medias y largas y su cable giratorio, evita que se enrede. Además, podrás elegir entre tres niveles de calor, desde 160 hasta 200°C según la naturaleza de tu fibra capilar.

Babyliss podría ser la mejor marca de cepillos alisadores, ya que se trata de un fabricante con reconocida trayectoria en el ámbito del cuidado del cabello. Conoce más de este modelo a continuación.

 

Pros

Diseño de las púas: Sus 34 púas de plástico te desenredan, las 50 púas de silicona te peinan y con las 42 de cerámica tendrás un liso sedoso.

Temperaturas: Cuenta con un selector de temperaturas que te ofrece 3 niveles de calor: 160, 180 y 200 °C.

Formato: Es un cepillo con formato rectangular e idóneo para melenas medias y largas.

Luces: En su mango cuenta con luces que te indican el nivel de calor.

 

Contras

Alfombrilla: Algunas personas echan de menos una alfombrilla para poner el cepillo caliente.

 

 

 

Babyliss AS140E

 

Para los que buscan un cepillo alisador de pelo que además de sus funciones de alisar, también proporcione prestaciones de alta gama, este modelo es una excelente opción. Se trata de un cepillo 3D que te ofrece un look natural, ya que cuenta con diferentes tipos de púas: 40 para brindar un desenredado eficiente, 27 para peinar cualquier cabello y 44 púas de cerámica que te alisan el pelo sin esfuerzo. Así mismo, dispone de un botón de aire que enfría tu cabello al tiempo que fija el peinado.

Este cepillo alisador de Babyliss te ofrece una potencia de 600 vatios, lo que favorece la eficiencia y rapidez en el alisado y sus dos ajustes de temperatura se adaptan tanto a los cabellos más finos como a los más gruesos. De igual manera, gracias a la tecnología iónica, podrás eliminar la electricidad estática y tener un pelo suave, brillante y libre de asperezas.

Si tienes el pelo encrespado y no sabes qué cepillo alisador comprar, este modelo podría ser una buena alternativa frente a las planchas de pelo. Conoce sus pros y contras.

 

Pros

Botón de aire frío: Gracias a esta función podrás eliminar el exceso de humedad de tu cabello y también fijar el peinado.

Púas: Con más 110 púas en su placa, es un cepillo que ofrece un aspecto natural a tu melena.

Potencia: Te ofrece 600 W de potencia, por lo que cumple su cometido sin pérdida de tiempo y sin esfuerzo.

Garantía: Dada su alta calidad, el fabricante te brinda hasta 3 años de garantía.  

 

Contras

Asa: De acuerdo a los comentarios de algunos usuarios, se echa de menos un gancho o asa en su diseño que permita colgar el cepillo con facilidad.

 

 

 

Cepillo alisador de Rowenta

 

Rowenta Power Straight CF5820

 

Sabemos que ante tantas opciones que te ofrece el mercado, resulta difícil saber cuál es el mejor cepillo alisador. Sin embargo, cuando se trata de cabellos rebeldes, encrespados o muy rizados, este cepillo alisador de Rowenta podría ser la solución más idónea para darle nueva vida a tu pelo.

Es un cepillo diseñado especialmente para tratar los cabellos más difíciles, ya que cuenta con dos tipos de púas que actúan en tres pasos para lograr óptimos resultados; por un lado, sujetan el pelo desde la raíz, luego lo estiran y finalmente lo alisan hasta las puntas.

Cuenta con una placa de cerámica que calienta rápidamente y protege tu cabello, mientras su tecnología de iones asegura el equilibrio estático y hace frente a las asperezas. Además, gracias a sus tres niveles de calor, podrá ser usado en varios tipos de cabello.

Si quieres un cabello libre de encrespamiento, suave y natural, este cepillo podría ser tu mejor compañero. Lee sus pros y contras para conocer más del producto.

 

Pros

Triple acción: Sus cerdas te ofrecen triple acción, ya que son capaces de atrapar el mechón, estirarlo y alisarlo en un solo paso.

Tecnología termo control: Gracias a esta el calor se distribuye de manera constante y homogénea, lo que favorece el alisado.

Ahorro de tiempo: Según resultados de un ensayo clínico, este cepillo ahorra hasta un 28% de tiempo comparado con las planchas convencionales.

 

Contras

Calor residual: Una vez apagado el cepillo, su calor residual tarda unos minutos en desaparecer; por lo que deberás tener cuidado al manipularlo.

 

 

 

Cepillo alisador Asavea

 

AsaVea Cerámica

 

Este cepillo alisador de Asavea podría ser una buena opción de compra, ya que se trata de un modelo con una versión mejorada, la cual te ofrece un alisador con tecnología iónica y un cepillo con un eficiente sistema de calentamiento que no quema ni daña tu melena. Para ello, cuenta con una placa de cerámica PTC, la que te ayuda ahorrar tiempo en las mañanas, ya que con tan solo enchufar y esperar de 1 a 2 minutos, tendrás el cepillo listo para su uso.

Así mismo, cuenta con cerdas ceramic-wrapped, diseñadas para diferentes tipos de pelo, especialmente para los difíciles cabellos gruesos, largos y rizados. Por otro lado, la tecnología iónica favorece el cuidado del pelo, sellando la cutícula y mejorando las puntas abiertas. Además, cuenta con pantalla LCD para control de la temperatura y para tu seguridad, dispone de desconexión automática a los 60 min de inactividad.

Si no te has decidido por un modelo en particular, a continuación te ofrecemos algunos detalles para que conozcas más de este cepillo a través de sus pros y contras.

 

Pros

Pantalla LCD: Su diseño incluye una práctica y útil pantalla LCD, donde podrás visualizar la temperatura seleccionada.

Portabilidad y uso: Es un cepillo con un tamaño y peso que favorece su manipulación y portabilidad, por lo que podrás llevarlo de viaje cómodamente.

Colores: El fabricante te ofrece dos colores disponibles a elegir: plateado y rose gold.

 

Contras

Enchufe: Según comentan los compradores, este modelo viene con enchufe del tipo inglés; por lo que deberás comprar el adaptador correspondiente.

Pelo corto: Los usuarios no lo recomiendan en los casos de pelo corto.

 

 

 

Cepillo alisador Italian Design

 

ID Italian Design 1288-49503

 

Si lo que estás buscando es uno de los modelos baratos, pero que al mismo tiempo te brinde un óptimo desempeño, este podría ser el mejor cepillo alisador de relación calidad precio disponible en el mercado. El cepillo alisador Italian design es un modelo con calidad profesional y a un coste asequible, por lo que no sólo estarás ahorrando dinero, sino también tiempo y esfuerzo a la hora de alisar eficientemente tu melena.

Cuenta con placas de cerámica que favorecen no solo el cuidado de tu pelo, sino también un mejor calentamiento. Está diseñado para ofrecer una temperatura que oscila en un rango desde 80 hasta 230°C, por lo que es recomendado para todo tipo de cabello. También está equipado con la tecnología de calor por infrarrojos, a fin de ofrecer mejores resultados y su cable te permite una mejor maniobrabilidad, ya que es capaz de girar en 360°. Además, el fabricante otorga una garantía por 2 años, dada su calidad.

Además de ser uno de los cepillos alisadores más baratos, también es un producto confiable. Analiza sus pros y contras a continuación.

 

Pros

Relación calidad precio: No solo goza de un coste competitivo, sino también te ofrece un alto desempeño.

Tamaño: Es un cepillo eléctrico fácil de manipular y portable, por lo que podrás llevarlo contigo a todas partes.

Diseño: Es elegante, cuenta con indicador de temperatura y su diseño ergonómico favorece un cómodo agarre.

 

Contras

Botones: La ubicación de los botones en su mango podría ser mejorable, ya que accidentalmente los usuarios lo apagan o cambian la temperatura mientras se peinan.

 

 

 

Cómo elegir el mejor cepillo alisador

 

Si eres de las personas que tiene poco tiempo para mantener su cabello arreglado, un cepillo alisador podría ser una excelente opción. Pensando en ayudarte a elegir el modelo que mejor se adapte a las necesidades de tu pelo, hemos preparado la siguiente guía para comprar el mejor cepillo alisador; aquí podrás encontrar los aspectos a que debes considerar antes de realizar tu compra.

Guía de compra

 

Utilidad

El cepillo alisador, a diferencia de las planchas que son más usadas en los casos de pelos muy encrespados, es un producto recomendado para todo tipo de cabello; desde aquellos que son finos y sin cuerpo, hasta los que son gruesos y rizados. Por esto, es un producto conveniente para las personas que no les gusta llevar su melena muy aplastada, ya que confiere volumen y cuerpo. Además, es un aparato que al usar una temperatura menor a la usada por las planchas, no daña el cabello por exceso de calor.

Estos cepillos son muy fáciles de usar y sus resultados se obtienen en poco tiempo. Son idóneos para todos los que no quieren someter su cabello a un estrés térmico continuo, como el generado por el calor de las planchas o del secador; ya que puede ser usado cada día como si se tratara de un cepillo convencional. Podrás alisar el pelo aproximadamente en 15 o 20 minutos, lo que lo convierte en una herramienta de belleza de gran utilidad para las personas que llevan una vida ajetreada y no cuentan con mucho tiempo a la hora de salir.

Son aparatos que propician que el calor sea repartido de forma homogénea por todo el pelo, al tiempo que te permiten elegir la temperatura más idónea de acuerdo al tipo de cabello, lo que favorece que sean útiles para una gran cantidad de usuarios.

 

Funciones especiales

A la hora de elegir un cepillo alisador, busca un modelo que te ofrezca grandes prestaciones y no te detengas pensando en cuánto cuesta, ya que estos productos suelen ser más económicos que un secador o una plancha de pelo. Entre las funciones especiales que debes buscar, se encuentra la del ajuste de temperatura; gracias a lo cual podrás seleccionar la potencia y el calor según tu tipo de cabello.

Así mismo, para mayor seguridad es importante que el modelo elegido disponga de apagado automático, sobre todo en los casos cuando dejas encendido el dispositivo por olvido. Así mismo, considera la función que evita el sobrecalentamiento.

La función ionizadora es otro aspecto que debes evaluar en tu comparativa de cepillos alisadores. Esta función ayuda a evitar el pelo encrespado, como consecuencia de la eliminación de los iones negativos cuando secamos la humedad con una toalla. Un cepillo con función ionizadora inyecta estos iones y favorece la restauración del equilibrio con los iones positivos, haciéndote lucir una melena lisa y brillante.

 

Material de las púas

Usualmente los cepillos alisadores son fabricados con púas plásticas, de cerámica y de silicona. Las cerdas plásticas son las más recomendadas para los cabellos gruesos o para aquellos que se enredan con facilidad, las púas de cerámica por su lado, son las adecuadas para una óptima distribución del calor. Mientras que las cerdas de silicona están pensadas especialmente para peinar a los cabellos más finos y aquellos que se rompen fácilmente.

 

Material de la placa

Según el material con el que están fabricadas las placas, será la distribución de la temperatura. Por esto, muchos fabricantes prefieren utilizar materiales como la cerámica, ya que esta favorece un rápido calentamiento y una óptima distribución del calor a lo largo del cabello. Sin embargo, cepillos de alta gama incluyen placas de titanio, un material que resiste elevadas temperaturas.

Así mismo, también podrás encontrar modelos que cuentan con revestimiento de turmalina, la que impide la fricción que se puede generar entre el cepillo y el cabello; además, este revestimiento protege el pelo del calor excesivo y ofrece una melena sedosa y suave que hace frente al encrespamiento.

Marca y diseño

A la hora de tomar una decisión de compra, no debes dejar de lado la importancia de buscar una marca reconocida, que te brinde confianza y respaldo con sus productos de alta calidad. Por ello, en el mercado de los cepillos alisadores podrás encontrar diferentes fabricantes de prestigio que te ofrecen su experiencia y trayectoria en el ámbito del cuidado personal.

En cuanto al diseño, busca un modelo que te brinde un agarre ergonómico, que sea ligero, portátil y de tamaño manejable. También deberás evaluar una pantalla luminosa que te indique la temperatura y en cuanto al cable, considera su longitud y rotación, a fin de que puedas tener mayor libertad de movimientos.

 

 

 

Preguntas más frecuentes

 

Q1: ¿Es suficiente un cepillo alisador para pelo muy rizado?

Los cepillos alisadores prometen un alisado a través del calor, como una alternativa poco invasiva si los comparamos con las planchas de cabello. Gracias al calentamiento de su placa y de sus cerdas, con solo peinar estarás logrando un alisado que no daña tu pelo. Sin embargo, en los casos de personas con cabellos muy rizados, rebeldes o encrespados, los expertos recomiendan el uso de una buena plancha, con la potencia suficiente para dejar liso este tipo de pelo. Para este trabajo necesitarás más tiempo y de la ayuda de otra persona; también podrías usar la plancha una sola pasada y luego reafirmar el alisado usando el cepillo eléctrico.

 

Q2: ¿Para qué sirve un cepillo alisador con iones?

La función iónica es un aspecto fundamental que debes considerar a la hora de comprar un cepillo alisador. Gracias a esta tecnología podrás olvidarte de las asperezas y del antiestético encrespamiento, ya que los cepillos dotados con esta función son capaces de evitar la electricidad estática y restaurar el equilibrio de iones negativos en tu pelo. Por esto, podrás lucir una melena sedosa, brillante y sana, ya que los iones pueden enderezar, sellar y suavizar la cutícula del cabello.

 

Q3: ¿Cómo limpiar un cepillo alisador eléctrico?

Antes de realizar la limpieza, asegúrate de que el cepillo esté desconectado y frío. Existen modelos que son más fáciles de limpiar, ya que cuentan con una almohadilla desmontable que puede ser lavada con agua tibia y un detergente suave. En todo caso, e independientemente del modelo, busca una herramienta larga y delgada, como unas tijeras cerradas o un peine de cola, luego desliza debajo de las cerdas donde está enredado el pelo y tira suavemente hacia arriba hasta retirar todo por completo. Para finalizar, procede a guardar cuidadosamente el cepillo en su estuche.

 

Q4: ¿El cepillo alisador es bueno para el pelo?

A diferencia de las planchas convencionales para pelo que atrapan los mechones entre sus dos placas calientes, el cepillo alisador solo cepilla una capa de pelo por pasada. Su temperatura es menor que la de las planchas, por lo que no quema ni rompe la estructura capilar. Son cepillos recomendados para diferentes tipos de cabello, desde fino hasta grueso; así mismo, no existe el riesgo de quemaduras en la piel ni en el cuero cabelludo. Además, algunos modelos de alta gama cuentan con la función iónica que aporta mayor beneficio.

 

Q5: ¿Qué mejora aporta un cepillo alisador cerámico?

La cerámica es un material que resiste elevadas temperaturas, también favorece un calentamiento rápido y los cepillos con este tipo de placa, ofrecen una larga vida útil. Cuando se trata de alisar un cabello fino, normal o con rizos suaves, el cepillo alisador cerámico podría eliminar el encrespamiento, sellar las cutículas y brindar un acabado sedoso y brillante. No obstante, si se trata de un pelo más rebelde, será necesario un cepillo con la función iónica.

 

Q6: ¿Cuál es mejor: el cepillo alisador o la plancha?

Elegir uno u otro aparato va a depender esencialmente del tipo de cabello que tengas y el resultado final que desees. Si dispones de tiempo suficiente y lo que buscas es un look con un pelo totalmente liso y recto, lo más aconsejable es el uso de la plancha. No obstante, algunos cepillos alisadores cuentan con la potencia y la tecnología para lidiar con pelos rebeldes y rizados, por lo que si necesitas un producto que alise de forma rápida, cómoda y segura, esta podría ser una buena opción. Por otro lado, también pueden aportar volumen y cuerpo a un cabello muy fino.

 

Q7: ¿Puedo usar el cepillo alisador con pelo mojado?

Los expertos en cabello recomiendan el uso del cepillo alisador con el pelo completamente seco y desenredado. Por esto, lo mejor es quitar el exceso de humedad con una toalla y usar el secador con una temperatura suave. Sin embargo, si tienes prisa y no puedes secarlo totalmente, podrás usar el cepillo con el pelo un poco húmedo (nunca estando muy mojado, ya que podrías deteriorar la cutícula).

 

Q8: ¿Merece la pena un cepillo alisador con keratina?

La keratina ayuda a maximizar los beneficios del cepillo alisador, ya que este producto protege la fibra capilar y reduce el estrés térmico, al tiempo que hace frente a la fricción y el calor que generan estos aparatos. Así mismo, la keratina es un aliado contra el encrespamiento, por lo que un cepillo alisador que ofrezca esta cualidad, podría ofrecerte un pelo más sano, liso y listo para que lo peines como quieras.

 

 

 

Cómo utilizar un cepillo alisador

 

El cabello es el marco del rostro y salir a la calle con el pelo encrespado no es una opción aconsejable, ya que podrías dar una imagen negativa de tu aspecto. En este sentido, un cepillo alisador que te peina y alisa al mismo tiempo, podría ser tu gran aliado para mantener tu melena impecable de una manera rápida y fácil.

 

 

Lava tu cabello y sécalo bien

Es importante que laves tu cabello y elimines toda la grasa y suciedad que pueda tener. Para ello, utiliza un producto que no altere el ph de tu pelo y que lo deje además de limpio, también suave; luego procede a desenredarlo y a secarlo bien. Aunque existen modelos de cepillos que trabajan con el cabello húmedo, lo más aconsejable es retirar la humedad para evitar tirones que podrían quebrarlo o romperlo durante el alisado.

 

Prepara tu cabello antes del alisado

Aunque estos cepillos no tienen temperaturas extremadamente altas, es aconsejable que uses en tu cabello un protector térmico antes del alisado, esto con el fin de proteger la fibra capilar ante el calor. En el mercado podrás encontrar lociones protectoras con formato en gel o en crema, según tus gustos particulares. Una vez que hayas elegido el protector térmico de tu preferencia, extiéndelo uniformemente por todo el cabello, sin olvidar las puntas.

 

Controla la temperatura de acuerdo a tu cabello

Si quieres evitar daños a tu melena, deberás controlar la temperatura del cepillo. En este sentido, lo más recomendable es mantenerla por debajo de los 180°C; de esta forma tu pelo no sufrirá daños, ni perderá su vitalidad. No obstante, si tienes un pelo muy rizado y rebelde, podrías aumentar unos pocos grados para lograr óptimos resultados. Este control de temperatura podrás visualizarlo fácilmente en la pantalla digital del cepillo.

 

 

Pasa el cepillo por secciones

Cuando la placa y las cerdas se han calentado suficiente, deberás proceder a dividir tu cabello en pequeñas secciones, con la finalidad de que cada hebra de pelo este en contacto con la placa y las cerdas del cepillo. Luego, toma el mechón por las puntas y desliza con suavidad el cepillo por tu pelo, de la misma manera como si estuvieras peinándolo, comenzando desde la coronilla. En la mayoría de los casos con una segunda pasada es suficiente; sin embargo, si notas que tu pelo se resiste y no está del todo liso, podrías subir un poco la temperatura y peinarte nuevamente.

 

Mantén siempre limpio tu cepillo

A fin de prolongar su vida útil y de obtener los mejores resultados, es aconsejable que mantengas limpio tu cepillo alisador. En este sentido, deberás eliminar cualquier cabello que haya quedado en las cerdas, así como también todo rastro de producto químico que uses para el pelo. Para ello, primeramente apaga el cepillo y espera a que se enfríe y luego, con un peine de cola elimina los pelos que puedan estar presentes en las púas y con una toalla húmeda retira la suciedad.