Última actualización: 30.11.21

 

Las ojeras son consideras un indicativo de agotamiento físico, debido a la falta de sueño o padecimiento de una enfermedad. Además, son uno de los signos del envejecimiento en el ser humano y, actualmente, representan una de las principales consecuencias negativas para la estética del rostro, causada por el uso de pantallas.

 

El tema de las ojeras puede llegar a ser un poco extenso, por lo que no se trata únicamente de adquirir un producto con fórmula especial para este tipo de congestión vascular, o bien, aplicar alguno de los trucos caseros disponibles en la web para reducir ojeras. 

En este sentido, antes de precisar un tratamiento específico, lo ideal sería documentarse acerca de qué son las ojeras, cómo se originan y qué impacto tienen sobre la piel. Después de dar respuesta a estas interrogantes, podrás aprender cómo eliminar las ojeras de forma correcta.

 

Acerca de las ojeras

Quizás has observado que tu párpado inferior, en ocasiones, se torna con una pigmentación diferente al tono de tu piel, haciéndote ver cansado durante todo el día. Este oscurecimiento de la piel es a lo que suele llamarse ojeras, y surge como una reacción de nuestro organismo ante la falta de sueño profundo. Igualmente, el padecimiento de una alergia, gripe o una larga exposición al sol podrían causar dichos círculos oscuros en el contorno del ojo.

Las ojeras son producto de un fenómeno conocido como vasodilatación o congestión vascular, en el que los vasos sanguíneos próximos a la superficie de la piel comienzan a ensancharse como resultado del flujo lento de la sangre en dichas venas. Este proceso ocurre debido a que la persona permanece un lapso de tiempo prolongado con los ojos abiertos, omitiendo las ocho horas de descanso obligatorias.

A ello se suma el grosor de la piel del contorno de los ojos, que es de entre 300 y 800 micras, es decir, se trata de un tejido cinco veces más fino que la piel del resto del rostro. De esta manera, al fluir lentamente la sangre, parece que se acumulara bajo esta piel extremadamente fina, que deja ver el efecto de oscurecimiento de las conocidas ojeras moradas.

Además, otro detonante de la vasodilatación es el paso del tiempo, ya que, después de los 40 años, la masa corporal perdida y la baja producción de colágeno del organismo, favorecen dicha congestión vascular. De ahí que las ojeras sean consideradas como parte de los signos del envejecimiento.

Tratamientos caseros para decirle adiós a las ojeras

A pesar de que existen muchos productos en el mercado dirigidos a tratar bolsas y ojeras, los trucos naturales siguen siendo los favoritos de las personas, ya que son más asequibles y surten buenos resultados, aclarando los círculos oscuros y descongestionando el contorno de los ojos. Por ello, a continuación te presentamos algunos tratamientos caseros con los que podrás decir adiós a las ojeras.

 

Tratamientos fríos

Entre los remedios caseros para las ojeras y bolsas no pueden faltar los tratamientos en los que aplicamos un poco de frío sobre el área afectada, ya que dicho frescor se encarga de desinflamar el contorno del ojo y, a su vez, lo descongestiona.

En este sentido, podemos aplicar la vieja técnica de las cucharas. Sólo tendrás que colocar un par de estos utensilios de cocina en el refrigerador hasta que estén bien fríos. Después, colócalos suavemente en el párpado inferior hasta que haya desaparecido la sensación de frío. Notarás inmediatamente el cambio en tu rostro.

Otra receta que no pierde vigencia es la de enfriar en la nevera dos bolsas de té usadas, para seguidamente colocarlas sobre los ojos durante aproximadamente 20 minutos. Recuerda tratar de cubrir toda el área de la ojera, para que la piel absorba tanto el frío como las propiedades del té. Podrás retirar el producto cuando sientas que ya llegó a temperatura ambiente.

También, puedes eliminar ojeras oscuras con un contorno de ojos casero de leche, que le aportará a la piel proteínas, antioxidantes y ácido láctico, encargados de nutrir, hidratar y reparar los tejidos. Para ello, tendrás que colocar en el refrigerador un vaso con leche hasta que esté muy fría. Seguidamente, impregna un par de algodones con el líquido y colócalos sobre los ojos hasta que se calienten. Deberás repetir el proceso por lo menos tres veces en cada sesión, para que los resultados sean visibles. 

Tratamiento con plantas

El poder de algunas plantas como tratamiento para las ojeras queda comprobado a través de la acción desinflamante, relajante e hidratante del aloe vera o sábila. Sólo tendrás que coger una penca de esta planta; con ayuda de un cuchillo procede a retirar la piel de dicha hoja y extrae el gel producido por la pulpa cristalina del interior. Después, aplica cuidadosamente dicha sustancia sobre ambos párpados inferiores y deja que se absorba. Verás cómo en poco tiempo el aloe vera para las ojeras brinda resultados eficaces.

Por otra parte, destaca la manzanilla para los ojos, que tiene un efecto antinflamatorio en los tejidos y vasos sanguíneos. Para aprovechar las propiedades de esta planta, deberás realizar una infusión bien concentrada de manzanilla y esperar a que adquiera una temperatura ambiente. De esta manera, podrás humedecer un par de algodones y colocarlos en las ojeras por 15 minutos.

 

Tratamiento con aceites naturales

Aceites como el de almendras, coco, argán o hinojo poseen una alta carga de vitaminas del grupo A, B, E y K, que nutren, hidratan y regeneran los tejidos del contorno de ojos; por lo que, al ser aplicados sobre los párpados inferiores, funcionarán como despigmentante de ojeras.

Recuerda que los tratamientos contra las ojeras no ofrecen resultados inmediatos, por lo que debes ser consecuente con la aplicación de las diferentes recetas naturales. Así, poco a poco comenzarás a notar cómo el oscurecimiento del párpado bajo desaparece. Igualmente, puedes aplicar durante el día crema solar para proteger la delicada piel ante el impacto de la radiación y aprender cómo maquillar ojeras oscuras, con el propósito de ocultar dicha pigmentación mientras el tratamiento surte efecto.

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS