Última actualización: 28.02.21

 

La piel es el órgano más grande del cuerpo y, desde que nacemos, está expuesto a agentes externos, productos para su limpieza, entre otros. Sin embargo, no somos lo suficientemente cuidadosos con la salud de la piel, lo que desencadena una serie de manchas originadas por hongos, falta de nutrientes o patologías específicas que podrían requerir atención inmediata.

 

La aparición de manchas con pigmentación blanquecina en la piel es un mal que aqueja a millones de personas en todo el mundo, sin distinción de edad, género o tipo de piel, ya que se trata de una reacción del cuerpo debido a alguna infección cutánea o patología experimentada. Por ello, existen muchos tipos de manchas en la piel con una mayor o menor complejidad para ser tratadas.

Por ejemplo, una alimentación en la que la ingesta de frutas y vegetales sea limitada, suele ser una de las principales razones de la aparición de manchas en la piel, ya que el organismo no está recibiendo la carga de calcio y vitaminas necesarias. Asimismo, están las manchas por dermatitis, que suelen estar acompañadas de sequedad en la superficie, mientras que otras personas experimentan puntos blancos en la piel, a causa de largos períodos de exposición al sol.

Además, tenemos la pérdida de pigmentación, conocida como vitíligo, una patología que ataca el sistema inmunológico. Por su parte, están las manchas generadas por el cáncer, que forman parte de la sintomatología de dicha enfermedad. De hecho, debido a las múltiples causas de la aparición de las manchas, lo ideal es acudir a un especialista ante la primera señal de despigmentación de la piel.

 

Manchas cutáneas blancas más comunes y cómo tratarlas

Los causantes de las manchas cutáneas pueden variar, según la genética del individuo, los cambios hormonales, el tiempo de exposición al sol sin proteger la piel, entre otros aspectos que seguidamente comentaremos. Así, sabrás cuáles son las manchas blancas más comunes y cómo tratarlas.

Manchas por dermatitis atópica

Las manchas blancas en la cara son un padecimiento también conocido como pitiriasis alba. Se trata de un tipo de trastorno dermatológico, que afecta principalmente a los niños pequeños y adolescentes, causando escamas en la piel, resequedad y parches de color blanco.

El tratamiento para este tipo de cuadros médicos es muy sencillo, ya que se trata de una piel deshidratada, y la persona sólo tendrá que encargarse de proporcionarle la hidratación necesaria. Esto lo puede hacer bebiendo ocho vasos de agua diarios y aplicando sobre el área afectada una crema ultrahidratante, acompañada de otra humectante.

De esta manera, el primer producto rellenará los poros con moléculas de agua, mientras que el humectante cumplirá la función de crear una película protectora en la superficie, manteniendo la piel hidratada por mucho más tiempo.

Sin embargo, existen algunos casos en los que los especialistas recomiendan aplicar sobre las manchas un antiinflamatorio con una composición con base en inhibidores de calcineurina u otros ingredientes activos, según la intensidad de la dermatitis.

 

Manchas por una mala alimentación

Con la necesidad de ganar masa muscular y perder grasa, cada vez son más las personas que centran su alimentación en la proteína y ausencia de carbohidratos. De esta manera, muchos dejan de lado las verduras y las frutas, que son esenciales para brindarle al organismo el aporte necesario de vitamina E, D y calcio.

Precisamente la falta de estos nutrientes son los causantes de la aparición de manchas blancas en las piernas, brazos, rostro y otras partes del cuerpo. Dicha coloración tiene forma de pequeños puntos y no genera comezón alguna.

Con respecto a la forma de tratar este tipo de manchas, los dermatólogos aconsejan incorporar a la ingesta diaria al menos dos porciones de vegetales y tres de frutas. De igual manera, el paciente tendrá que adquirir algún suplemento de calcio, de acuerdo a su edad. Así, paulatinamente el organismo comenzará a ganar nutrientes y el tono de las manchas se unificará con el de la piel.

 

Manchas por Vitíligo

El vitíligo es una enfermedad de tipo genética, que las personas pueden llegar a padecer desde la niñez. Asimismo, hay algunos casos en los que la despigmentación de la piel aparece en la adultez.

Se trata de una serie de manchas de diferentes tamaños y formas, que comienzan a invadir el cuerpo del paciente, debido a que el organismo experimenta una baja producción de melanina. Este es un pigmento que poseen los seres humanos y los animales, encargado de definir el color de la piel.

Las manchas en las piernas, brazos, cuello, cara y otras áreas del cuerpo, causadas por el vitíligo, no tienen cura. Sin embargo, el proceso invasivo de esta patología puede retrasarse con ayuda de un tratamiento especial, formulado por un especialista de la salud. Además, si la persona se expone a algunas sesiones de fototerapia, podría recuperar un poco el tono natural de la piel.

Manchas por exposición al sol

La exposición de la piel ante los rayos solares es necesaria, ya que ayuda a estimular la producción y asimilación de las vitaminas D y C. Asimismo, el sol mejora las defensas, beneficia el estado de ánimo, combate la psoriasis, entre otros aspectos. Claro está, el contacto con este tipo de radiación debe hacerse de manera moderada, para evitar deteriorar, irritar y manchar la piel, a causa de la activación de la melanina en el organismo.

El uso de fotoprotectores es fundamental para evitar la aparición de manchas blancas en la piel por el sol, al igual que limitar el tiempo bajo la radiación, beber mucha agua y aplicar cada noche productos hidratantes en todo el cuerpo. Así, la piel no sentirá los estragos del exceso de sol.

Pero, si quieres aprender cómo quitar las manchas de la cara, existen muchas recetas caseras que podrían ser efectivas. Por ejemplo, puedes aplicar todas las noches zumo de limón sobre el área afectada. Asimismo, el vinagre de manzana, el aloe vera y las mascarillas de yogurt te ayudarán a deshacerte de estas molestas manchas. Además, quienes tienen hongos en la espalda por exposición al sol, pueden exfoliar con sal marina la zona en la que ha aparecido la mancha, para remover la piel muerta y combatir el hongo.

Estas son algunas de las razones por las que pueden aparecer manchas blancas en la piel, junto a los posibles tratamientos a aplicar. No obstante, recuerda que hidratarse y usar crema solar diariamente es importante, pero ante la primera señal de despigmentación, deberás acudir a un especialista.

 

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments