Última actualización: 17.04.21

 

Unas pestañas largas y abundantes se asocian a miradas cautivadoras y atractivas. Por eso muchas mujeres desean alargar sus pestañas con tratamientos estéticos o extensiones. Pero, la verdad es que algunos tratamientos para pestañas están en el armario de la cocina, son fáciles de aplicar y contribuyen a su crecimiento natural. 

Las pestañas son un conjunto de fibras capilares que crecen en el extremo del párpado, cuya función es la de proteger la vista en determinadas situaciones. Si bien, la capa de piel que recibe el nombre de párpado es la principal barrera de protección que tienen los ojos, las pestañas son protectores secundarios que impiden el ingreso de cuerpos extraños a los ojos. 

En la anatomía ocular se puede notar que las pestañas crecen tanto en la parte superior como en la inferior. Sin embargo, es claro que son más largas y abundantes las pestañas superiores.

Por otro lado, estas últimas se han convertido en un elemento predominante en la estética femenina y los estándares de belleza más populares, siendo las pestañas largas y abundantes las que resultan más atractivas para realzar la mirada.

 

¿Cuánto tardan en crecer las pestañas?

Al igual que ocurre con nuestra melena, las pestañas también pasan por un ciclo natural de crecimiento y renovación, es decir, las pestañas crecen constantemente. Por esta razón, observamos una caída regular de estos pelos, pero al cabo de algunas semanas vuelven a crecer. 

El crecimiento de las pestañas transcurre en varias etapas, que pueden demorar aproximadamente de 6 a 8 semanas, sin embargo es un tiempo inexacto, ya que el ciclo de crecimiento de las pestañas puede variar en cada persona. A continuación, explicamos cada una de ellas.

  • Fase de crecimiento: Este período también se conoce como etapa Anágena y es en la que el folículo piloso se encuentra en las mejores condiciones para el nacimiento de pestañas sanas, pues existe una nutrición eficiente. Dicha fase puede durar entre 30 y 45 días.
  • Período de transición: Se trata de la etapa en la que las pestañas dejan de crecer, pero todavía no es tiempo de su desprendimiento. Se conoce como fase Catágena y dura alrededor de 2 o 3 semanas; tiempo en que el folículo recibe más nutrientes y se fortalece antes de cerrarse. Es necesario cuidar las pestañas durante este período porque son más susceptibles a factores externos.
  • Etapa de reposo: Consiste en la fase en que el folículo se cierra y deja de recibir nutrientes, por lo tanto las pestañas no crecen más y están próximas a finalizar su ciclo de vida, o sea, caerse. Esto sucede en los siguientes 30 días. 

¿Cómo hacer crecer las pestañas?

Si bien, la longitud y el rizado natural de las pestañas depende en parte de la genética, existen técnicas estéticas para hacerlas ver más largas como es el caso de Long Lash, Lifting o las populares extensiones.

Por otro lado, muchas mujeres quieren saber cómo tener pestañas largas usando remedios naturales o caseros que no produzcan un daño a largo plazo en los folículos.

En este sentido, recopilamos algunos trucos que te enseñarán cómo tener las pestañas más largas sin técnicas invasivas ni caras. 

  • Aceite para pestañas

Los aceites esenciales sirven como un potente sérum para pestañas que nutre y fortalece los folículos en la etapa de crecimiento. Por tanto, puedes aplicar aceite de oliva, ricino, coco o almendras en la raíz de las pestañas con ayuda de un bastoncillo, impregnando bien el área. Después, con ayuda de un cepillo limpio de pestañas se recomienda cepillar los pelos hacia arriba y dejar actuar, de ser posible, toda la noche. Este remedio lo puedes aplicar diariamente para observar cambios en poco tiempo.

  • Té verde

El té verde es rico en polifenol, una sustancia antioxidante con múltiples beneficios para el organismo. Este elemento también actúa como un fortalecedor de pestañas y su aplicación es muy sencilla. Solo debes preparar el té y humedecer dos discos de algodón para colocarlos sobre los párpados durante 15 minutos. Puedes realizar este tratamiento para las pestañas todos los días, sin riesgos de dañar los folículos.

  • Limón y aceites esenciales

Mezcla partes iguales de aceite de oliva y aceite de ricino en un envase y agrega la cáscara de un limón. Deja reposar por varios días para que la cáscara de limón suelte sus aceites esenciales. Después, puedes aplicar el sérum de pestañas con ayuda de un cotonete para ayudar a que los pelos crezcan fortalecidos.

  • Vitamina E

Si tienes cápsulas de vitamina E en casa, puedes aprovechar sus beneficios para el crecimiento de las pestañas. Solo debes hacer un agujero en la cápsula blanda y extraer algunas gotas del aceite, aplicándolo con movimientos circulares en la línea de las pestañas para favorecer la circulación sanguínea en la zona. El resto de la sustancia la puedes aplicar en las cejas, pues también nutre las raíces foliculares. 

  • Aloe vera

El gel de aloe vera es rico en nutrientes y vitaminas que favorecen la hidratación de los folículos, fortaleciendo las pestañas y evitando su caída prematura. Para aplicarlo, se recomienda usar un cepillo de pestañas limpio y colocar una pequeña cantidad cada noche, peinando los pelos con cuidado de no dejar caer el gel dentro del ojo.

Si decides aplicar cualquiera de estos trucos caseros, no puedes olvidarte de desmaquillar correctamente las pestañas y retirar cualquier residuo de máscara antes de utilizar otro producto sobre esta área. Puedes usar agua micelar o hacer tu propio removedor de máscara combinando varios aceites esenciales. Asimismo, se recomienda usar cosméticos de origen natural, diseñados específicamente para el cuidado de las pestañas e incluirlos en tu rutina facial para obtener esa mirada cautivadora que anhelas. 

 

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments