Última actualización: 12.11.19

 

Usar el aceite de coco en el cabello está de moda, gracias a los grandes beneficios y propiedades que se pueden obtener con este producto natural. Sus aplicaciones son diversas, ya que puede ser utilizado para eliminar o evitar la caspa, contra la caída del cabello, para la calvicie, entre otros. 

 

En este artículo, vamos a darte algunas ideas de los usos más comunes que le puedes dar al aceite de coco para revitalizar tu cabello. Aunque no queremos dejar de lado el mencionar que este aceite se puede usar para bajar de peso, preparar deliciosas recetas, como un bálsamo labial o también como hidratante corporal, pero entre los mejores usos que le puedes dar al aceite que se extrae del coco es como acondicionador para el pelo.

 

Claves para usar el aceite de coco en el cabello:

Si buscas entre los mejores aceites de coco del 2019 para aplicar en tu cabello, procura que el elegido sea puro, virgen, sin aditivos, sin olores y que esté libre de ingredientes artificiales. Así, que anímate a seguir nuestros consejos para que puedas aprovechar las bondades ofrecidas por este aceite.

Lo bueno del aceite de coco es que sirve para cualquier tipo de cabello, no importa si lo tienes liso, teñido, ondulado o te hayas aplicado otro tratamiento. Además, se puede usar como base en la preparación de diferentes mascarillas naturales para cuidar tu cabello, entre las que destacamos las siguientes:

 

1. Aceite de coco para el crecimiento del cabello:

Si quieres ver crecer tu cabello más rápido, elige un buen aceite de coco, pues gracias a su alto contenido de ácido laúrico, las sustancias y nutrientes pueden ingresar en el cabello desde la raíz hasta la punta, lo que permitirá que crezca de forma natural y saludable, reparando todo el pelo.

También se puede usar este aceite sobre el cabello seco, con el fin de mejorar la circulación en el cuero cabelludo, dándole más brillo al cabello, acelerando su crecimiento. Para que los cambios sean más efectivos debes aplicar el producto desde el cuero cabelludo y a lo largo del cabello, de tres a cuatro veces durante la semana. 

Para preparar un tratamiento con aceite de coco que puedas aplicar en tu cabello seco, usa una cucharada pequeña de aceite y añade unas gotas de esencia de romero para potenciar el efecto de este tratamiento natural, pues con esta mezcla puedes obtener un incremento de hasta un 20% de crecimiento en el cabello.

 

 

2. Para tratar la caspa:

Probablemente, la caspa es uno de los principales problemas que enfrentamos en nuestro cuero cabelludo, pero puedes utilizar el aceite de coco para combatir este problema de salud, pues te ayudará a disminuir los efectos de la irritación o la comezón que produce la caspa, la cual es generada casi siempre por productos químicos que se usan en el cuidado capilar, aunque también los hongos pueden ser los causantes de este padecimiento.

Por ello, es recomendable el aceite de coco porque previene la aparición de la caspa y ayuda a combatir sus efectos, gracias a su composición de ácidos grasos y a sus propiedades antifúngicas. Si usas el aceite de coco como tratamiento contra la caspa, puedes mezclarlo con aceites esenciales para que los resultados sean más óptimos, algunas de las opciones podrían ser el aceite de lavanda o de árbol de té.

 

3. Acondicionador para el cabello:

Para el cuidado del cabello puedes utilizar el aceite extraído de coco como un acondicionador, porque es natural, está libre de agentes químicos y se puede usar en todo tipo de cabello, aunado a que ayuda a prevenir la pérdida de las proteínas del cabello, evitando que se ponga quebradizo y seco. Además, con su uso constante proteges tu cabellera de los daños ocasionados por la secadora o las planchas.

Si te gusta esta alternativa, debes saber que es muy fácil aplicarlo, solo tienes que usarlo después del lavado habitual o si lo prefieres, lo puedes dejar actuar por un tiempo prudencial para obtener mejores resultados. Si tu cabello es corto, solo aplica una cucharadita en la palmas y frota tus manos para calentar el aceite, vierte sobre el cabello con un masaje ligero y luego lo aclaras de la forma habitual. 

 

4. Para peinar tu cabello:

También puedes usar este aceite para peinar tu cabello y combatir el frizz en climas húmedos, ya que es un producto muy útil para hacer que tu peinado quede perfecto sin necesidad de aplicar químicos.

Para mantener tus rizos o el lacio de tu cabello, evitando el frizz, puedes aplicar una cantidad pequeña de aceite de coco por todo el cabello, según la cantidad de cabello o el largo, y peinarlo como deseas. Pero recuerda que debes usarlo constantemente para poder ver los resultados.

 

 

5. Aceite de coco contra los parásitos capilares:

Si desafortunadamente has sufrido el contagio de piojos en tu familia, puedes utilizar el aceite extraído del coco para combatirlos, es muy efectivo, natural y no maltrata el cuero cabelludo, incluso es eficaz para eliminar sus huevos.

El tratamiento es muy sencillo, solo tienes que buscar un aceite de coco de preferencia extra virgen y una toalla, aplicar el aceite en tu cabello seco en una cantidad abundante, envuelve la cabeza con la toalla y deja actuar el producto durante toda la noche y al día siguiente lava el cabello de la forma habitual.

Otra alternativa es mezclar el aceite de coco con esencia de anís o aceite de árbol de té y aplicar la mezcla sobre el cabello seco, desde el cuero cabelludo hacia las puntas, cubre la cabeza con un gorro y deja actuar por un tiempo de dos horas o más.

 

6. Como tratamiento para la calvicie:

Puedes combatir la calvicie con el aceite de coco, ya que previene la caída del cabello sin maltratar el cuero cabelludo, porque es un producto natural y rico en ácidos grasos, ácido linoleico y ácido palmítico.

Para ello, usa un champú que sea natural, suave, de aproximadamente 200 ml, vierte de 6 a 7 gotas de aceite puro de coco, mezcla bien y úsalo como tu champú habitual. Para hacer más efectiva esta preparación puedes añadir aceites esenciales de romero, manzanilla, germen de trigo, entre otras hierbas.