Última actualización: 20.11.19

 

El agua micelar es un producto desmaquillante que ha alcanzado gran auge en los últimos tiempos, debido a que es un tratamiento que atrae y encapsula las impurezas que se encuentran presentes en el rostro para posteriormente eliminarlas. Pero, algo interesante es que no sirve únicamente para realizar la limpieza facial, sino que además se puede aprovechar para mejorar la apariencia del cabello. Descubre aquí cuál es la mejor agua micelar en esta categoría.

 

Desde hace algún tiempo, las aguas micelares se convirtieron en las favoritas de muchas mujeres como desmaquillantes y soluciones limpiadoras, ya que proporcionan múltiples beneficios para el rostro, tanto así, que se está aplicando su uso en el cabello, dando resultados positivos tales como la limpieza e hidratación profunda del mismo, dejando el cabello fuerte y sedoso.

Quizás hasta ahora solo conoces los productos especializados para la limpieza facial ¿pero sabes cuales son los productos de micelas para el cabello? Pues bien, aquí te resumimos los más populares. 

 

Kérastase Bain micellaire riche

Este champú proporciona un lavado suave, gracias a sus aceites de coco y argán de origen natural que nutren cada hebra. Esta fórmula promete hasta 48 horas de nutrición y 3 veces más brillo en el cabello. Es importante resaltar que este producto está libre de siliconas y sulfatos, además de tener una composición de 97% de esencias naturales, dejando después de su uso una agradable y duradera fragancia.

 

Redken Clean Maniac Clean-Touch 

Clean Maniac Clean-Touch nos ofrece un tratamiento capilar que contiene la tecnología micelar para actuar como un imán frente a las impurezas y residuos, generando así una limpieza profunda y al mismo tiempo delicada, tanto que se puede lavar el cabello diariamente, si así lo deseas, sin que resulte abrasivo. Además, este producto cuenta con Neofresh, una tecnología que neutraliza los olores y mantiene una sensación de frescura por más tiempo.

 

Pantene

Pantene nos muestra su nueva gama de productos que contiene la tecnología de micelas, combinada por supuesto con los nutrientes PRO-V, para desarrollar una fórmula ideal que limpia y nutre la fibra capilar, con un Ph neutro que mantiene las propiedades naturales del cabello. Además de no poseer siliconas, este producto se puede encontrar en dos presentaciones: en crema y en espuma, ambas brindan los mismos beneficios y facilidad de uso.

 

 

Nívea

Nívea propone una nueva línea de champú que contiene agua micelar, diseñada para todo tipo de cabello y con diferentes aromas y texturas agradables. Esta fórmula está libre de silicona, evitando así irritar y privar tu cuero cabelludo de sus nutrientes naturales, garantizando siempre una limpieza efectiva, y una revitalización del cabello para aumentar la frescura por más tiempo.

Como puedes ver, en el mercado son muchos los productos que ofrecen la tecnología micelar para el cuidado de tu cabello, solo anímate a probar algunos para que conozcas cuál se adapta mejor al tuyo. 

Ahora que conocemos los productos, es importante saber cómo debes aplicarlos, por ello leer las instrucciones del fabricante es el primer paso para un uso correcto y aprovechar todos los beneficios en tu cabello, sin desperdiciar el producto especializado. De todas maneras, aquí generalizamos una información que te será muy útil para la aplicación de las fórmulas micelares en el cabello.

 

¿Cómo aplicarlo en el cabello?

En la actualidad, son muchas los fabricantes de cosméticos que utilizan las micelas en productos como champú, acondicionador o sprays para después de la ducha, gracias a las ventajas que estas ofrecen al cabello.

De tal manera que aplicar cualquiera de ellos en tu rutina de lavado no implica tanto esfuerzo, solo debes lavar con el producto limpiador de tu preferencia y seguir las instrucciones.

Por otra parte, si no tienes ninguno de los productos para el lavado del cabello que contenga el componente activo de micelas, puedes agregar solo un poco del agua micelar que tienes como desmaquillante en el champú que utilizas. 

También puedes colocar el agua micelar en un atomizador para rociar directamente en tu cabello, y posteriormente proceder a aclararlo. De estas dos formas también podrás limpiar y proteger tu melena.

Ahora bien, es importante conocer cuáles son los beneficios que ofrece la tecnología de micelas en el cuero cabelludo. Por esta razón, te mostramos una lista para que no dudes en comprar y utilizar este producto.

 

 

Beneficios del agua micelar en tu cabello

Ya se conocen ampliamente todas las ventajas que el agua micelar brinda a la piel, pero poco sabemos de los efectos que tiene el cabello. Por ello, resumimos los beneficios que puede generar a continuación:

La acción de las particular de micelas suelen ser suaves y poco invasivas, por lo que pueden limpiar profundamente el cabello sin dañar la fibra capilar.

Las micelas atraen y encapsulan las impurezas y grasa presentes en el cabello, ofreciendo así una limpieza completa. 

La fórmula con micelas también hidrata y le da fuerza y brillo al cabello, cuidándolo de manera integral.

El agua micelar mantiene el Ph natural de tu cabello. Este producto no elimina los aceites naturales que componen las hebras capilares, así que mantienen el cabello sano y sin resequedad.

Las personas con el tipo de cabello mixto, específicamente aquellas que tienen el cuero cabelludo graso y puntas quebradizas, podrán sentir el cabello más lacio y sin la sensación oleosa.

Los productos con la tecnología micelar, normalmente no contiene sulfatos ni siliconas y la mayor parte de su composición es con ingredientes naturales.

En definitiva, los tratamientos con tecnología micelar llegaron para quedarse y convertirse en un elemento indispensable en nuestra rutina diaria de cuidado de la piel y el cabello. Como dato importante, debes tener en cuenta hacer una comparativa de aguas micelares para el cabello, eligiendo aquella que haya sido testada dermatológicamente, y cuya valoración por parte de los usuarios sea positiva. De esta forma, podrás hacer una inversión confiando en los beneficios del producto.